Sin energías limpias: contaminación y riesgo de enfermedades

Sin energías limpias: contaminación y riesgo de enfermedades

31 mayo, 2020 Off By SPI Veracruz

Xalapa, Ver., 31 de May (SPI/Gisela Uscanga).- La cancelación de manera indefinida de los proyectos de energías renovables (solar y eólica) en México, no sólo echó abajo los esfuerzos en reducción de gases efecto invernadero, sino que aumentan los riesgos de graves enfermedades entre la población.

Especialistas alertan que dar preferencia al uso de combustibles fósiles aumentan los efectos de aire contaminado y, por consiguiente, el riesgo de enfermedades cardiovasculares, respiratorias y cáncer de pulmón.

A ello se le agrega que las principales ciudades petroleras de Veracruz (Poza Rica, Minatitlán y Coatzacoalcos) y algunos centros urbanos como Xalapa, presentan altos niveles de contaminación que representan un grave riesgo a la salud.

El investigador de la Universidad Veracruzana (UV) Carlos Welsh Rodríguez, afirmó  que dar preferencia al uso de combustibles fósiles, echó abajo los esfuerzos que se habían logrado en la reducción de gases efecto invernadero (GEI) en el periodo 2010-2019.

“Entre la década de 2000-2010 las emisiones de efecto invernadero se habían incrementado, con un tope máximo de 4.2 toneladas de dióxido de carbono (CO2) por persona. De 2010 a 2019 registramos 3.7 toneladas de dióxido por persona”, explicó.

Para que México lograra esas reducciones -prosiguió el experto-, fue gracias a la apertura del mercado de generación de energías no convencionales como la solar y la eólica.

El investigador del Centro de Ciencias de la Tierra, afirmó que con la cancelación del uso de energías alternas, México volverá a incrementar gases contaminantes, debido a su alta dependencia al combustible fósil.

“Si a la obsolescencia en términos tecnológicos para generar energía que existe en México, se le suma la suspensión de energías alternas, los GEI aumentarán”, afirmó.

La quema de combustóleo arroja al aire que respiramos dióxido de carbono, óxidos de azufre y grandes concentraciones de material particulado (sulfatos, nitratos, amoníaco, cloruro sódico, carbón, polvo de minerales, cenizas metálicas y agua).

Un informe de la Asociación Mexicana de Energía Eólica (AMDEE) reveló que el acuerdo de la Secretaría de Energía (Sener) generará la emisión de 714 mil 945 tonelada de dióxido de carbono (CO2) a la atmósfera cada mes.

El integrante del Programa de Estudios de Cambio Climático de la UV, destacó que el confinamiento por la pandemia de Covid-19 en todo el mundo incidió en la reducción de presencia de partículas suspendidas en algunos centros urbanos del mundo.

“Un estudio de la NASA sobre las ciudades de Milán y París se observó que en los momentos de mayor confinamiento (marzo-abril) hubo una reducción drástica de dióxido de nitrógeno”, enfatizó.

No obstante, tras el análisis con algoritmos de diferentes contaminantes en la calidad del aire, reveló que a pesar del confinamiento no se había registrado gran mejoría.

Diversos estudios científicos han confirmado que los efectos de aire contaminado aumentan el riesgo de enfermedades cardiovasculares, respiratorias y cáncer de pulmón.

“La Unión Americana de Geofísica (American Geophysical Unión en inglés) publicó un artículo especial en abril y afirmó que la mala calidad del aire de algunas ciudades de Estados Unidos, se relacionó directamente con la tasa de mortalidad por Covid-19”, destacó Welsh Rodríguez.

Por su parte la Universidad de Harvard corroboró la relación directa entre la calidad del aire y la incidencia/vulnerabilidad de la población ante el Covid-19. Dijo que el incremento de un 1 microgramo por metro cúbico de partículas finas -PM 2.5-, aumentó en un 8 por ciento las muertes por Covid-19 en los Estados Unidos.

 

Ciudades petroleras con mala calidad del aire

Hace un año, en mayo de 2019, cuando el país y el mundo no vivían un confinamiento por la pandemia viral de Covid-19, la calidad del aire en algunas ciudades petroleras de Veracruz fueron peligrosos.

La plataforma Air Quality Index, que mide la contaminación del aire del mundo en tiempo real, reveló que la calidad del aire de Poza Rica (al norte de Veracruz) arrojó 110 puntos para partículas suspendidas PM 2.5.

Esa misma fecha Xalapa (centro de Veracruz) registró un índice de 123 puntos de partículas PM 2.5, una calidad de aire cercana a los parámetros de la Ciudad de México.

Un año después, pero ahora con confinamiento, Air reportó que la calidad del aire al 28 de mayo de la ciudad petrolera de Minatitlán era peligrosa con 724 puntos para particular suspendidas PM 2.5; no así para Xalapa, que reportó una calidad de are moderado con 87 puntos de partículas PM 2.5.

La directora de la consultoría ambiental Pladeyra, Isabel García Coll comentó que independientemente de las decisiones que tome el Gobierno Federal respecto a las energías limpias, México tiene que cumplir el Acuerdo de Paris de generar el 35 por ciento de éstas a partir de las renovables.

“Si hoy todos los automóviles del mundo fueran eléctricos, los aviones usaran combustibles de fuentes limpias al igual que las industrias, aun así, pasaría mucho tiempo para reducir la cantidad de dióxido de carbono en la atmósfera. No se pararía el cambio climático de golpe”, afirmó.

García Coll colabora desde 2019 en el proyecto CityAdapt del Programa de Adaptación al Cambio Climático de la Agencia para el Medio Ambiente de la ONU, que ayuda a construir ciudades resilientes al cambio climático mediante Acciones Basadas en Ecosistemas (AbE).

La experta realizó para CityAdapt un estudio que examinó los escenarios climáticos de Xalapa en el 2039.

El ecosistema característico de Xalapa es el bosque de niebla y alberga el 12 por ciento de la biodiversidad nacional y proporciona el 30 por ciento de agua a sus habitantes, pues cada año hay una precipitación anual de 1400 milímetros.

Dijo que de no implementar el Ayuntamiento políticas públicas efectivas hoy, al 2039 habrá un incremento de hasta de 2.5°C en la temperatura en la ciudad y las lluvias se reducirán drásticamente en el bosque mesófilo de montaña o bosque de niebla.

“La resiliencia humana al cambio climático depende de los ecosistemas y necesitamos medidas urgentes para conservarlos”, sentenció.

Al respecto, el Ayuntamiento de Xalapa y el programa AdapCity implementan algunas medidas de adaptación como captación de agua en escuelas; rescate del humedal Santuario de Las Garzas; arborización de calles y avenidas (corredores de árboles) en el entorno urbano; entre otras.

Ampliar su política de energías limpias a nivel local

Welhs Rodríguez y García Coll coincidieron en que casas, unidades habitacionales, fraccionamientos deben adecuar aparatos para reducir el consumo de energía (paneles solares), captación de agua con construcción de aljibes, entre otros.

No obstante, reconocieron que debido a los altos costos que representan para el ciudadano promedio no es posible; por ello consideraron que los tres niveles de gobiernos deben ofrecer incentivos fiscales y financieros para la población.

En México la única alternativa vigente es Hipoteca Verde, instrumento financiero aplicado por el Instituto del Fondo Nacional de la Vivienda para los Trabajadores (Infonavit) desde el 2007.

Hipoteca Verde otorga un monto adicional al derechohabiente para que adquieran aparatos eficientes para el ahorro de servicios de agua, gas y energía eléctrica. De acuerdo a los últimos datos del Instituto, hasta junio de 2017 otorgó 147 mil 818 hipotecas verdes y 26 mil 838 estaban en trámite.

La 4T no asegura un ambiente sano.

Los grupos parlamentarios del PRI, PAN, PRD y el Partido Verde de la Cámara de la Unión advirtieron que buscarán echar abajo el acuerdo con el cual la Sener asumió el control total del Sistema Eléctrico Nacional y frenó las inversiones de energías limpias.

Empero, el Centro Mexicano de Derecho Ambiental A.C. (Cenda) y Greenpeace México Dieron a conocer este 29 de mayo que obtuvieron la suspensión provisional contra política eléctrica de Sener.

Fue el Juez Segundo de Distrito en Materia Administrativa Especializado en Competencia Económica, Radiodifusión y Telecomunicaciones, Juan Pablo Gómez Fierro, quien aceptó el amparo presentado por ambas organizaciones y ordenó suspender de manera provisional la aplicación del Acuerdo del Cenace y de la Política de Sener en materia de generación de energía eléctrica, emitidos respectivamente el 29 de abril y el 15 de mayo pasados.

Mientras la Sener impulsa el uso de combustibles fósiles en México, la Secretaría de Medio Ambiente y Recursos Naturales (Semarnat) y la Comisión Nacional de Áreas Naturales Protegidas (Conanp) conminaron a la sociedad a respetar y proteger a los animales de vida silvestre y su hábitat, ya que la crisis sanitaria que vive la humanidad por Covid-19, surgió de la destrucción de los ecosistemas y de la inadecuada manera de relacionarnos con el medio ambiente.

Compartir:
  •  
  •